Jueves, 07 de mayo de 2009

Mayo es popularmente conocido como el mes de las flores, pero también, desde el punto de vista del folklores es el momento del año en el que se inician las constantes celebraciones de fiestas populares de los pueblos, que se suceden cada fin de semana, y en las que se unen diversión y tradición con ganas de pasarlo bien, mucha alegría y, en algunos casos, emoción.

Ya pasadas las cruces, el próximo día 15, muchas localidades de la provincia de Almería se engalanan con motivo de la festividad de San Isidro Labrador.

El Parador, el Ejido, Huércal-Overa, Níjar, el Llano de los Olleres de Albox, Abla o Turre son algunos de los numerosos rincones que año tras año viven con fervor estas fiestas, en las que suelen reunirse mucho vecinos que durante el resto del año residen fuera y que utilizan estas celebraciones como la excusa perfecta para volver a sus orígenes y reencontrarse con sus familiares y amigos de toda la vida.

Por ello, desde los distintos ayuntamientos almerienses, han organizado unos completos programas de actividades que comprenden, desde juegos y deportes para los mas pequeños, hasta grandes verbenas musicales para todos, en general, pasando por los insustituibles actos religiosos, en los que la procesión de San Isidro es la verdadera protagonista, y que son el auténtico centro de las celebraciones y orígenes de la festividad.

Desfiles, cabalgatas, concursos de bicicletas, de cintas son algunos de los actos que se celebrarán desde el próximo día 15, y entre los que las romerías al campo serán las que mayor número de personas reunirán.

Vestirse de fiesta, subirse a una carroza e irse al campo a comer con los amigos y familiares son una de las tradiciones más arraigadas de estas fiestas almerienses que año tras año reúnen a tantas personas.

Fuente: El Almería


Publicado por javiertortosa @ 14:00  | Enlaces en la Web
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios