Mi?rcoles, 28 de mayo de 2008

Ya han trascurrido unos días, en los que los principales medios de comunicación en la red, han expuesto las diversas opiniones referentes a lo acontecido en la Celebración del Corpus Christi, de 2008.

Sin duda hay que destacar la relevancia en la participación del gran número de Fieles congregados, el caracter intimista y a la misma vez publico que ha dado en pequeñas pero claras muestras la verdadrera importancia a Quién realmente se Conmemora y por Quién se conmemora.

Algunos medios han inducido a presentar la poca relevancia que se les ha permitido tener a nuestras hermandades y cofradias, dentro de un cortejo, que en mi humilde opinión no les compete más que al resto del pueblo creyente, se les há relegado al papel no menos importante de su própia representación, pues en cierto modo es así. como asociaciones de Fieles que són, las hermandades y cofradías, mediante algunos miembros de sus Juntas de Gobierno limitando el número en cuanto a la presencia de Orfebrerias, y todos los hermanos que así lo quisiésen, han participado en el cortejo, como lo que realmente són, Fieles que conmemoran la presencia de nuesro Señor Jesús Dios entre nosotros.

Esto no desmerece y por ello ha de ser mayormente reconocido, la implicación que estas han podido tener en años anteriores, tanto en organización como en participación en un cortejo procesional que implica a toda la comunidad cristiana y no solo a nuestras hermandades.

Es lícito pensar, que el Santísimo debe ser acompañado por la feligresía principalmente y en ese sentido, este año hemos podido apreciar el incremento en la participación anteriormente comentado.





En otro sentido, no ha sido una Salída Procesional extenta de algunos incidentes durante su recorrido, como los producidos al toparse el Monumento con una de las ramas de los Arboles situados en la calle Lucano dirección Plaza de Santo Domingo, en el que como consecuencia del mísmo la Imagen del Resuciatado se desprendió de la cupula de remate donde luce.





No solo fué este incidente el ocurrido durante el trayecto. Una vez trascurrido el tramo del paso procesional por la Puerta de Purchena, con dirección a la Iglesia de Santiago, un suspiro acaparó la atención de los fieles congregados junto al Santísimo, al percibirse que debido a las vibraciones producidas por el rodar del paso, La Custodia, quedó floja de sus anclajes y giraba con la consecuente incertidumbre de su posible caida.

Una vez más el cortejo procesional, hubo de parar su trayectoria, pasa solventar más a modo de pura anecdota la situación planteada, continuando seguidamente su camino de recogida.


















































Proxímamente en la Galeria de Farol completaremos el amplio reportaje fotográfico realizado durante la Procesión del Corpus Christi de 2008.
 


Publicado por javiertortosa @ 10:39  | Articulos en Farol
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios